Alfalfa

Propiedades de la Alfalfa

La alfalfa está formada por hidratos de carbono, proteínas y grasas.  Poseen un alto contenido de fibras y minerales como sodio, magnesio, cobre, hierro, níquel y zinc.  Por otra parte, posee vitaminas C, D, K, E, B12, riboflaina, tiamina, ácido pantoteico, ácido fólico, biotina y piridoxina.  De igual forma, contiene sustancias hormonales con actividad estrogénica como geninsteína, biocamina A y cumestrol.   También contiene enzimas digestivas que ayudan a mejorar la digestión. 

Beneficios de la Alfalfa

Gracias al contenido de sustancias hormonales, la alfalfa puede ser de gran utilidad en el tratamiento de la menopausia.  Por su alto contenido de fibra, produce la sensación de saciedad, ayudando a controlar el peso, y mejora la motilidad intestinal.  La alfalfa actúa como desintoxicante, pues se comporta como barrido de sustancias como el exceso de colesterol, triglicéridos y ácido úrico.  De igual modo, se le atribuye el que ayuda a controlar la diabetes.